Bienvenido a Granja Valleval

Granja Valleval es una empresa productora y comercializadora de huevo. Para conseguir la mayor calidad en el alimento de las aves utilizamos materias primas 100% naturales como trigo, maíz, cebada y soja.

Granja Valleval cuenta con la más alta tecnología para la producción de alimentos y demás procesos necesarios con el fin de hacer llegar a sus casas un producto de la mayor calidad posible.
  • Bienvenido a
    GRANJA VALLEVAL

    En la Granja Avícola Valleval tenemos producción
    propia y estamos cerca de nuestros clientes.
    Por eso la frescura de nuestros productos está garantizada.

     

  • Cerca de tí

    La gran distribución, hoy más que nunca, exige que todos los huevos sean, ante todo, frescos; la mejor forma de asegurarlo es que los productos estén próximos al punto de venta y que la logística sea eficaz.

  • CALIDAD
    y experiencia

1
/
3
/

Venta de huevos al por mayor

Con más de 50 años de experiencia en la producción y venta de huevos de gallina y ovoproductos. Especializados en huevo líquido y pasteurizado, para industria, hostelería y pastelería al por mayor.

Innovación

Creemos en el futuro porque estamos orgullosos de nuestro producto. Queremos estar allí donde la creatividad está unida a la pasión por la cocina.

La mejor calidad

Nuestras gallinas ponedoras están sometidas a controles veterinarios y sanitarios exhaustivos y permanentes. Es por ello que ofrecemos la mejor calidad, para que nuestros clientes queden completamente satisfechos. Y por supuesto, al precio más competitivo.

NUESTRA PASIÓN

OBTENER UN HUEVO DE EXCELENCIA

Ver mas

Nuestros Productos

¿Te gusta lo que ves? Ponte en contacto con nosotros.

0Puntos de venta
0Huevos producidos (en docenas)

COMPAÑÍA GRANJA VALLEVAL

Nuestra granja consta de 8 naves con capacidad para 350.000 gallinas ponedoras, con instalaciones totalmente renovadas, garantizando el máximo bienestar de las aves. Disponemos de un centro de clasificación de huevos, envasado y expedición, así como una planta para la fabricación de ovoproducto.

Ver mas

Últimas Noticias

Las últimas noticias de Granja Valleval

¿Cómo hacer buñuelos rellenos de nata paso a paso?

27 octubre, 2020
Los buñuelos rellenos de nata son uno de esos postres tradicionales que siempre apetece. Aunque es típico del Día de Todos los Santos, lo cierto es que es se trata de una receta para disfrutar en cualquier época del año. Se trata de un delicioso postre a base de masa frita que admite bastante combinaciones y lo convierte en el colofón ideal de cualquier banquete. Hay varios tipos de buñuelos: pueden ser salados o dulces. Los buñuelos dulces también pueden ser de varios tipos, porque pueden estar “vacíos”, son los llamados buñuelos de viento. O bien pueden estar rellenos de nata, crema o chocolate. Todo depende de los gustos de cada uno. En este caso, nosotros os traemos una deliciosa receta de buñuelos rellenos de nata. Si alguna vez has querido probar, pero te has desanimado al creer que era muy complicado, con esta receta comprobarás que los buñuelos de nata son realmente sencillos de preparar. Solo necesitas unos pocos ingredientes y 40 minutos. ¿Te animas? Ingredientes que necesitas para los buñuelos rellenos de nata ¿Que harás con los buñuelos de nata una vez preparados? ¿Los tomarás de postre o los merendarás? Antes de que empieces a salivar y sea cual sea tu objetivo, lo primero es reunir los ingredientes. Las cantidades de los ingredientes están pensadas para que 8 personas disfruten de 30 buñuelos. Así, necesitaremos: • 6 huevos • 250 gr de harina • 200 gr de mantequilla • 500 ml de leche • 600 ml de nata para montar o nata montada • 4g de sal • 3 cucharadas de sal • Aceite para freír • Azúcar glas Recuerda que si buscas huevos de calidad, en Granja Valleval trabajamos para hacerlos llegar a tiendas y supermercados y con sus propiedades intactas. Una vez los hayas reunido todos, vamos con la preparación de los buñuelos de nata. Preparación de los buñuelos La elaboración de la receta de buñuelos rellenos de nata llevará entre 30 y 40 minutos. Aunque parezca una receta complicada, no te dejes engañar. Es una receta  muy fácil y, además, vamos a explicarla paso a paso. 1. En primer jugar, ponemos a hervir agua en un cazo hondo. Añadimos la mantequilla y la sal, y removemos con suavidad hasta que la mantequilla se haya derretido. 2. A continuación, echaremos la harina, previamente tamizada, y removeremos nuevamente para que se mezclen bien todos estos ingredientes hasta lograr una masa homogénea y sin grumos. 3. Posteriormente, añadiremos los huevos uno a uno. Con una batidora los iremos batiendo para que queden bien integrados en la masa, y esta adquiera una textura cremosa y se vaya espesando. Dejaremos reposar entre 3 y 5 minutos. 4. Después formaremos los buñuelos, con las manos o con dos cucharillas, como prefieras. La idea es obtener una forma redondita. Nuestra recomendación: hazlo con toda la masa,  así tendrás todas las pequeñas esferas listas para el siguiente paso. 5. El siguiente paso es freírlos. Para esto, colocaremos una sartén al fuego con una abundante

El huevo engorda y otros mitos sobre los huevos

29 septiembre, 2020
¿Cuántas veces habremos escuchado que el huevo engorda? ¿Cuántas veces habremos tenido que eliminar los sabrosos huevos de nuestras dietas adelgazantes para mejorar nuestra figura? El huevo ha sido (y sigue siendo, por desgracia) el gran enemigo nutricional. Pero, ¿realmente es tan malo? La respuesta es no, o depende. Lo cierto es que de la misma manera que siempre se ha dicho que el huevo engorda, existe una gran cantidad de mitos en torno a este alimento. En Granja Valleval, como productores de huevos y ovoproductos, queremos desterrar dudas y mostrar que el huevo además de riquísimo es el un aliado nutricional completísimo que no merece tan mala fama. Así pues, en este artículo hemos recopilado los 4 mitos más frecuentes que suelen decirse y vamos a explicar por qué no se ajustan a la realidad del huevo. El huevo engorda El huevo engorda y en el desayuno más. Que el huevo es muy calórico y que por eso engorda es una afirmación que forma parte casi de la cultura universal. No vamos a decir que en sí adelgacen porque no es así. Sin embargo, sí ayudan. Esto se debe a que los huevos ayudan a estabilizar los niveles de azúcar y además tienen un efecto saciante. Por tanto, pasarás menos hambre y tendrás menos necesidad de estar picando constantemente entre horas. Por otro lado, también es cierto que si bien el huevo no engorda, todo depende del proceso de preparación. Los huevos pochados, duros, en una tortilla o revueltos son estupendos como desayuno. Por otro lado, los huevos fritos, aunque pueden ser más ricos, dada su preparación, también son más calóricos. Otros 3 mitos acerca del huevo ¿Qué fue antes el huevo o el mito? La respuesta es algo obvia pero parece increíble que puedas haber tantos mitos acerca de las propiedades alimenticias del huevos, sus efectos sobre la salud y las maneras de conservarlos. A continuación vamos a explicarte y descartar otras 3 falsas ideas sobre este alimento, tan consumido en todo el planeta Los huevos crudos son más nutritivos. Algunos deportistas los toman crudos porque existe la creencia de que así su aporte nutricional es más puro. Sin embargo, esto no es así. No hay estudios que demuestren que un huevo crudo es más nutritivo que uno cocinado. Por el contrario, sí que hay estudios que demuestran que cocinar el huevo permite que asimilemos mejor las proteínas y otros nutrientes. Además, un simple paso por la sartén evita que pequeños microorganismo nos provoquen enfermedades como la salmonelosis.   Si tienen una pequeña mancha roja están malos. En ocasiones, aparece una pequeña mancha roja en la yema o la clara del huevo. Esto no significa que el huevo esté fertilizado. Tan solo que se ha roto un vaso sanguíneo de la gallina antes de la puesta. Se puede comer sin peligro alguno y, además, no altera ni el sabor ni las propiedades del huevo.  La cáscara del huevo es tóxica. Si bien la cáscara está diseñada para proteger el interior del

Huevos a la flamenca, la receta que te hará bailar

28 agosto, 2020
Los huevos a la flamenca es una receta tradicional andaluza. Uno de esos platos que nunca pasan de moda y que se pueden disfrutar en cualquier época del año. Como hemos señalado en otras ocasiones, los huevos nos regalan un versatilidad increíble. Tanto en los que se refiere a la forma de prepararlo: cocido, frito o batido, como en lo que respecta a cómo lo combinamos. Los huevos rellenos, un rico y esponjoso bizcocho o una tortilla de patata bien jugosa son solo algunos de los múltiples ejemplos de todo lo que los huevos frescos pueden hacer por nuestras papilas gustativas. Existen muchas variantes en cuanto a ingredientes dentro del mundo de las recetas de huevos a la flamenca. Al fin y cabo, esta receta combina muy bien con el toque personal de cada cocinero o cocinera. La receta que te traemos hoy de huevos a la flamenca es la tradicional a base de tomates, guisantes, chorizo, jamón ibérico o serrano y, por supuesto, huevos. Vamos a enseñarte los pasos necesarios para hacer esta receta que solo te va a llevar 10-15 minutos. Ingredientes para huevos a la flamenca El primer paso para evitar visitas improvisadas al supermercado en medio de la preparación es reunir los ingredientes. Las cantidades que vamos a darte están pensadas para una persona. Pero si quieres reunirte con tu familia o amigos y sorprenderles con unos huevos a la flamenca, te resultará muy sencillo calcular. • 2 huevos • 1 patata • 7 rodajas de chorizo (el de tu elección) • 3 lonchas de jamón (el que quieras) • 100 g. de guisantes frescos • 120 ml de salsa de tomate casero o frito • 1 diente de ajo • Media cebolla • Aceite de oliva virgen • Sal Preparación en 5 pasos de la receta Una vez que ya tenemos los ingredientes necesario, queda la preparación. A continuación, vamos a explicar los 5 pasos que tienes que seguir. Pela y corta las patatas en cuadrados pequeños. Posteriormente, fríelas a fuego medio durante unos minutos. Cuece los guisantes durante 10-15 minutos y después resérvalos. Fríe los ajos y la cebolla cortados muy finitos y, mientras, precalienta el horno a 200º. En la cazuela de barro pon una base de tomate frito. Añade el jamón, el chorizo, las patatas, los guisantes y los huevos y un poco de sal. Después, hornea a 150º o 200º durante 10-15 minutos hasta que huevo esté cuajado a tu gusto. Ya solo queda servir en plato tus deliciosos huevos a la flamenca y disfrutar con un buen trozo de pan. Nuestra recomendación es utilizar una cazuela de barro, porque al tratarse de un material poroso, los alimentos se cocerán mejor, aguantarán más tiempo calientes y evitaremos que se peguen durante el proceso de cocinado. Una última recomendación, es que para que disfrutes de un sabor más auténtico, utilices ingredientes de calidad. En Granja Valleval sabemos que un producto de calidad se consigue con un cuidado de calidad. Por eso,  ponemos

El huevo tiene colesterol: te contamos la verdad

22 julio, 2020
El huevo tiene colesterol y no es del todo bueno para la salud. Esta es una afirmación que desde hace tiempo está en el aire creando debate. De hecho, es un viejo debate que, como las heridas mal curadas, se reabre cada cierto tiempo. Entonces, ¿el huevo es bueno o es malo? ¿En qué cantidades puede consumirse? Los huevos son uno de los alimentos más habituales en la alimentación humana. Está cargado de nutrientes y proteínas y su sabor es inmejorable. Por tanto, es un debate lógico y comprensible. ¿De verdad algo tan rico como el huevo tiene colesterol malo para la salud? Esto es lo que vamos a abordar en este artículo, además de contarte qué puede aportar el huevo a tu salud y cómo consumirlo de forma segura. Desmontando el mito acerca de que el huevo tiene colesterol El huevo tiene colesterol. Es cierto. La yema aporta una media 200 miligramos de colesterol. El miedo a las grasas y al colesterol, provocó que la conclusión general fuera categorizar el huevo como algo no del todo saludable. De este modo, se recomendó limitar su consumo semanal a 3. Sin embargo, hay recientes estudios que han demostrado que dicha afirmación no es más que un mito, puesto que no se ha logrado establecer una relación directa y clara entre el consumo de huevo y el riesgo cardiovascular. Pero no solo eso, sino que se ha demostrado también que el huevo es beneficioso por la salud, debido a que cuenta con un importante aporte de vitaminas, minerales, proteínas, grasas y oligoelementos. Pero más allá de esto, te contamos otros 5 beneficios. • Equilibran el colesterol en sangre. Así es. No solo no aumentan el colesterol malo en sangre, sino que ayudan a equilibrarlo. Las grasas saturadas son las principales causantes del aumento del colesterol perjudicial. Si bien los huevos tiene colesterol en la yema, a diferencia de muchos otros alimentos ricos en colesterol, cuentan con más grasas insaturadas que saturadas. Además, su alto contenido en fosfolípidos regulan su absorción. • Cuidan tus ojos y previenen el deterioro de la memoria. Poseen antioxidantes, como la luteína y la zeaxantina, que previenen la degeneración macular y las cataratas. También contiene colina, un importante nutriente implicado en el desarrollo del sistema nervioso y del cerebro. • Ayudan en el control de peso. Gracias a la leucina, aumentan la sensación de saciedad, por lo que nos sentimos satisfechos tras la comida. Además, aportan grasas saludables y son bajos en calorías (un huevo presenta de media 70 kilocalorías). • Protegen tus músculos. Los huevos aportan una alta cantidad de proteínas. Dichas proteínas son, además, de gran calidad, puesto que contienen todos los aminoácidos esenciales. Además de todo esto, ofrecen una gran versatilidad en la cocina, así como un poderoso potencial innovador en la misma. Esto nos permite crear recetas muy variadas y sabrosas al combinar el huevo con otros alimentos. 3 consejos para consumir huevos de forma segura Como hemos observado, el huevo es un alimento

Huevos rellenos: recetas fáciles para disfrutar

26 junio, 2020
Los huevos rellenos son un auténtico manjar apto para cualquier momento del día, sea cena, sea comida o un picoteo. Podemos comer huevos rellenos en cualquier época del año, pero en verano pueden ser incluso más apetecibles dado que este plato se disfruta frío. Pero además, el huevo duro posee muchas ventajas nutricionales. Son alimentos ricos en proteínas y  vitaminas, además de poseer antioxidantes muy importantes para la salud de nuestros ojos, como son la luteína y zeaxantina. Por ello, es un alimento más que recomendable. Así pues, aunque a veces se nos acabe la imaginación y terminemos repitiendo la misma receta una y otra vez hasta cansarnos, lo mejor es buscar nuevas formas de disfrutar de los huevos rellenos son poco menos que infinitas. En este artículo vamos a darte diferentes ideas para disfrutar de los huevos rellenos. Unas más tradicionales y otras más diferentes pensadas para espíritus aventureros. 4 recetas para disfrutar de los huevos rellenos Rellenos de carne, de marisco, de pescado, con o sin mayonesa… Son muchas las formas de alegrar los días de verano con huevos rellenos. El primer paso, sin duda, para todas las propuestas es cocer los huevos, partirlos por la mitad y retirar las yemas. Una de las recetas más tradicionales es huevos rellenos con mayonesa, atún, pimiento y aceitunas. Pero, como decíamos, las posibilidades son casi infinitas. A continuación, vamos a ver 4 recetas de huevos rellenos con las que esperamos que tengas ganas de chuparte los dedos.   Huevos rellenos de marisco. El marisco por el que nos decantamos son langostinos o gambas. Mezcla cualquiera de los dos con mayonesa y rellena los huevos con esa salsa. Ya verás qué bueno. Si eres una persona atrevida añade a la mezcla un poco de piña para darle un toque tropical. Con bacon. El primer paso es freír el bacon. A continuación, mezclaremos con la batidora la mayonesa, el queso, el bacon y las yemas. Con esta mezcla rellenaremos los huevos. Otra opción es reservar el bacon para espolvorearlo por encima. ¡Ñam! Huevos rellenos de carne picada. Si te gusta la carne y te gusta el queso, con esta idea se te va a hacer la boca agua y querrás comerlos así una y otra vez. Lo primero es precalentar el horno a 180-190ºC, según su potencia. A continuación, dentro de la bandeja del horno, rellenamos los huevos con carne picada y espolvoreamos por encima tanto queso como queremos. Una vez hecho esto, mételos al horno 4-5 minutos. ¡Disfruta! Rellenos de paté. El paté es otro ingrediente estupendo para un rico y rápido plato. Todo lo que tendremos que hacer es mezclar el paté, la mayonesa y las yemas y crear una pasta suave con la que rellenar los huevos. ¿Fácil verdad? Y delicioso también. Huevos rellenos sin mayonesa La mayonesa está riquísima, para qué nos vamos a engañar. Pero también es verdad que puede resultar pesada o ser causante de intolerancias alimentarias. Así pues, puedes probar a añadir otras salsas. Te proponemos